lunes, 28 de septiembre de 2009

El Puente sobre el Arroyo de la Degollada

Uno de los parajes más bellos en los alrededores de Toledo, donde en pleno siglo XXI pueden verse zorros, perdices, conejos y otros mamíferos y aves de interés a sólo quinientos metros de la ciudad, es el Arroyo de la Degollada.
Debe su nombre a una bonita y antigua leyenda que tuvo lugar entre los riscos que jalonan este arroyo temporal (suele secarse en verano) que ofrece imágenes bucólicas en los años lluviosos por las pequeñas cascadas que se forman al caer su corriente por las grandes pendientes rocosas que le llevan a su desembocadura en el padre Tajo, justo en la ciudad de Toledo al lado del Cerro del Bú.
Las imágenes más antiguas que se tomaron en este paraje datan del siglo XIX. Tanto Casiano Alguacil como Alfred Dismorr y Jean Andrieu debieron jugarse el tipo descendiendo con sus aparatosas cámaras decimonónicas por las rocas que llevan al arroyo mucho antes de que se contruyera la carretera que hoy permite un fácil acceso al barranco. Su esfuerzo mereció la pena pues nos legaron preciosas fotografías en las que asoma el Alcázar en lo alto del peñasco toledano (pinchar para ampliar cada imagen):
Toledo desde el Arroyo de la Degollada. Fotografía estereoscópica de Jean Andrieu en 1868 con número de serie 2656
Alcázar visto desde el Arroyo de la Degollada en el siglo XIX. Foto Casiano Alguacil
Vista de Toledo desde el arroyo de la Degollada en 1883. Fotografía de Alfred Dismorr. The National Archives, Kew, Richmond, Surrey

La primera imagen conocida a color del paraje es este autocromo anónimo francés tomado hacia 1915:
Toledo hacia 1915. Paraje del Arroyo de la Degollada. Autocromo anónimo francés

El arroyo es cruzado hoy día por la carretera de circunvalación que se dirige a la Ermita del Valle y era una de las pocas salidas hacia el sur que tenía la ciudad, por lo que decidió construirse un puente que cruzara el arroyo. Tenía tres ojos y fue finalizado hacia 1935. El gran Pedro Román fotografió el inicio de su construcción:
Construcción del Puente sobre el Arroyo de la Degollada en Toledo hacia 1934. Foto de D. Pedro Román Martínez
Construcción del Puente de la Degollada a principios del siglo XX. Fotografía de D. Pedro Román Martínez. Diputación de Toledo, Centro de Estudios Juan de Mariana

No era un puente espectacularmente bonito pero no desentonaba demasiado en el paisaje toledano:
Antiguo puente sobre el Arroyo de la Degollada de Toledo, derrumbado en 1973
Puente sobre el Arroyo de la Degollada hacia 1950 (derruido en 1973). Foto Alfonso
Puente sobre el Arroyo de la Degollada hacia 1950 (derruido en 1973). Foto Alcalá
Militares pasan por el Puente sobre el Arroyo de la Degollada hacia 1950 (derruido en 1973).
Puente sobre el Arroyo de la Degollada antes de 1973
Fotografía aérea del antiguo Puente de la Degollada (derrumbado en 1973)

Sin embargo, cuando el puente aún no había cumplido los cuarenta años de servicio, se derrumbó de buenas a primeras en un frío día de enero de 1973 -concretamente el día 22- tras pasar por él un autobús. Afortunadamente nadie sufrió daño alguno:
Rotura del Puente de la Degollada en enero de 1973. Cortesía de José María Obeo
Noticia del derrumbe del puente de la Degollada en Toledo. ABC, enero de 1973
Puente de la Degollada (Toledo) derruido en 1973. Foto de Don Pugh (turista australiano de Perth)

Esto suponía un enorme problema para la movilidad en una época en la que empezaba a ser masivo el uso del vehículo privado. Hay que recordar que en 1973 los únicos puentes por los que circulaban coches en Toledo eran el Puente medieval de San Martín, el Puente nuevo de Alcántara y éste derrumbado sobre el Arroyo de la Degollada.
Por ello, en sólo dieciseis días se improvisó un vial que descendía por la ladera hacia el arroyo y lo cuzaba en curva sobre un pedraplén con un pequeño caño que dejaba circular el agua. Este vial, hoy muerto, puede aún verse junto al actual puente.
La construcción del nuevo puente, efectuada al año siguiente, se vio envuelta en la polémica pues muchas voces consideraban prioritario acelerar la construcción del Puente de la Cava, aquejada por entonces de problemas económicos y técnicos que habían paralizado la obra con el puente a medio construir. Finalmente, el nuevo puente de la Degollada fue concluido antes que el de la Cava en un tiempo récord. Costó 24 millones de pesetas y consta de un sólo vano por el que es habitual observar haciendo puenting a aficionados a este deporte. Este es el aspecto del puente actualmente:
Puente sobre el Arroyo de la Degollada en la actualidad. Foto Jav

No quisiera terminar la entrada sin llamaros la atención sobre la positiva evolución ambiental de la vegetación de esta zona de Toledo. Si en el siglo XIX y principios del XX era casi un paisaje lunar carente de arbolado casi en su totalidad, hoy en día las manchas de encinar y vegetación de ribera, así como de otras especies, están en franca progresión como puede verse en esta comparativa tomada desde el mismo lugar en la desembocadura del arroyo y separadas por cien años:
Desembocadura del arooyo de la Degollada en el Tajo  a inicios del siglo XX
Desembocadura del arooyo de la Degollada en el Tajo  hacia 2008

El Puente sobre el Arroyo de la Degollada en Google Maps:

Ver Toledo Olvidado en un mapa más grande

7 comentarios

Alatriste dijo...

Pues ya fue una suerte que nadie resultara maltrecho en el derrumbe del puente, seguro que el estruendo se oyó por gran parte de la ciudad.

Aún sigue resultándome curioso ver como en estos tiempos que corren, la vegetación del entorno de la ciudad fuera más profuso que en fechas anteriores; desde luego ahora tenemos más conciencia en ese sentido.

Saludos

Ricardo Sánchez Candelas dijo...

A propósito de la foto que se nos incluye en este entrega del paso de una tropa militar, abandonada por un monento la formación para atravesar el puente, se me ocurre un comentario entre técnico y divertido: De todos los que en alguna ocasión nos hemos enfrentado con la asignatura de resistencia de materiales, es conocido - o, al menos debía serlo para no suspender el examen -, el fenómeno de la resonancia. Se produce cuando sobre una determinada estructura elástica con un determinado período de vibración, actúa una fuerza con un período que coincide exactamente con el de la estructura. En ese caso se produce un efecto de superposición del impacto que puede terminar con la rotura de la misma. Bueno, algo así. Y así también se explicaba en todas las academias militares. De nada debió servir, al parecer, la orden del "rompan filas" que el capitán de la compañía daba a la tropa siempre que se disponían a atravesar el pintoresco Arroyo de la Degollada, en previsión de que la estructura del puente "entrara en resonancia" bajo el efecto de rítmico golpeteo del paso de los soldados. Muy por el contrario, fué un simple autobús de línea - es de suponer que no obligado a ninguna disciplina castrense - el que originó a su paso, más de veinte años después de la fotografía que nos ofrece Eduardo en su blog, el catastrófico hundimiento del puente. En fin, que no sabe uno muy bien si dudar de los efectos de la disciplina militar o de las teorías de la Estática de Estructuras.

José María Moreno dijo...

Gracias otra vez Eduardo por esta magnífica reseña y por sus curiosísimas imágenes. Recuerdo perfectamente la época del hundimiento del antiguo puente, de hecho la carretera provisional de enlace describía una gran curva que aprovechaban los moteros de entonces para trazar tumbadas espectaculares. Poco años después se rehabilitó la antigua senda romana que bajaba al río desde un poco más arriba y por la que hemos descendido no pocos toledanos para contemplar la bella panorámica de la zona de la Casa del Diamantista y de paso charlar un rato con Balmaseda donde realizaba algunos bellos trabajos de forja en el improvisado taller que allí tenía cuando ejercía de “barquero”. También tenía un borrico al que diariamente alimentaba con los restos de verduras y frutas que deshechaban las tiendas y que le llevaba literalmente “a cuestas”. Saludos y por favor sigue con estos regalos. Saludos.

Angel Sanz dijo...

Hola que tal, soy Angel Sanz , Si le interesa poner anuncios de texto en tus blogs.
Puedes ganar hasta 50 euros por cada blog o web.

Nuestra empresa le asegura enviarle sus pagos de diferentes maneras: Transferencia bancaria,wester union,paypal,moneygram. Los pagos son mensuales.

Usted solamente debe colocar los enlaces en los post de su blog y listo ya comenzara a ganar dinero.
Cualquier interesado enviarnos sus blogs, para poder revisarlos. Este es uno bueno

Un Saludo cordial.
Angel Sanz
tel : (+34) 691 533 734 // Valencia,ESPAÑA Prefijo de España (34)

Para mas información puedes contactarme por correo o chat:

angelsanz.comercial@hotmail.com

Puedes contactar por facebook si quieres :

angelsanz.comercial@hotmail.com


Tambien tenemos un sistema de referidos , que ganas una comision mensual
Por cada sitio/blog recibira una comision hasta de 7.5 euros mensuales.

Eduardo Sánchez Butragueño dijo...

Muchas gracias por el ofrecimiento Angel, pero este blog nació sin ningún ánimo de lucro y así seguirá siempre. Bastante tienen mis lectores con los dichosos pop-up de blogger como para "contaminar" el blog con anuncios.
Un saludo.

Anónimo dijo...

Estimados amigos.. Antiguamente los rebaños de ovejas y cabras eran abundantes en las inmediaciones de toledo y por este motivo los animales comian todos los pastos y brotes circundantes.

Anónimo dijo...

Estimados amigos.. Antiguamente los rebaños de ovejas y cabras eran abundantes en las inmediaciones de toledo y por este motivo los animales comian todos los pastos y brotes circundantes.

© TOLEDO OLVIDADO
Maira Gall