domingo, 26 de julio de 2009

El Cristo de la Vega

Ubicada donde se levantara la basílica visigótica de Santa Leocadia, en plena Vega Baja de Toledo, la ermita del Cristo de la Vega es un edificio cuya parte más antigua, el ábside, data del siglo XIII y es de estilo mudéjar.
Este templo conservó el nombre de Basílica y Abadía de Santa Leocadia hasta 1851, fecha en la que fue suprimido el título de abad de Santa Leocadia. Desde entonces fue renombrado oficialmente como Ermita del Cristo de la Vega, si bien este Cristo ya era venerado allí al menos desde 1612, fecha en la que Francisco de Pisa mencionara la famosa leyenda tradicional que años más tarde inspirara a José Zorrilla para escribir la titulada "A buen juez, mejor testigo", que tiene a este peculiar Cristo como protagonista.
La imagen del Cristo, con un brazo desclavado, podría provenir de un conjunto escultórico de un descendimiento. En 1808, y en uno más de los múltiples episodios de destrozos de patrimonio toledano que llevaron a cabo las tropas napoleónicas, la imagen original fue destruida junto con buena parte del primitivo templo. El 14 de septiembre de 1826, el párroco Vicente Vega inauguró la nueva imagen que él mismo había costeado. Del mismo modo se inauguró la reconstrucción del edificio.
Las primeras imágenes de la ermita del Cristo de la Vega datan del siglo XIX, algunos años después de esta restauración.
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) en el siglo XIX. Foto Jean Laurent
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) en el siglo XIX. Foto Casiano Alguacil
Puerta del Cambrón y Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) en el siglo XIX. Foto Casiano Alguacil

Antes de la Guerra Civil también fue bastante fotografiada la ermita:
Ábside de la ermita del Cristo de la Vega (Toledo) hacia 1900
Cristo de la Vega a inicios del siglo XX
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Hacia 1934
Cristo de la Vega a inicios del siglo XX. Años 30
Ermita del Cristo de la Vega a principios del siglo XX
Ermita del Cristo de la Vega a principios del siglo XX
Ermita del Cristo de la Vega a principios del siglo XX
Ermita del Cristo de la Vega a principios del siglo XX
Ermita del Cristo de la Vega a principios del siglo XX
Ermita del Cristo de la Vega a principios del siglo XX
Cristo de la Vega a inicios del siglo XX. Foto Breal
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo.
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo.Foto Lacoste. 1903
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo.Foto F.M. 1935
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo.Foto hacia 1925 por Thomas
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Hacia 1913 por Castañeira
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Hacia 1915
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Hacia 1922 por Linares
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo.Foto Grafos (revelada al revés)
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo.
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Foto Grafos hacia 1927
Vista de Toledo desde la Vega Baja. Foto Lacoste, 1906
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Hacia 1910
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Hacia 1910
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Foto Menor
Cristo de la Vega a inicios del siglo XX
Vega baja y Parte del Cristo de la Vega hacia 1910. Foto Thomas
Cristo de la Vega y alrededores cubiertos de nieve en 1930. Foto Rodriguez para Revista Nuevo Mundo
Vega Baja cubierta por la nieve a principios del siglo XX. Colección de D. Santiago Relanzón Almazán, Ayuntamiento de Toledo.

El 11 de febrero de 1931, el Cardenal Pedro Segura colocó la primera piedra del Monumento al Corazón de Jesús situado junto a la ermita. Muy poco después, el Cardenal era expulsado de España por su abierta oposición a la recién instaurada II República. Las obras de construcción del monumento se vieron por ello muy dificultadas, pese a lo cual vieron la luz en junio de 1933. Se trata de un precioso conjunto neomudéjar en el que trabajaron afamados artistas de la época. Así, el genial Julio Pascual se encargó de las partes de forja y hierro; Joaquín Potenciano se encargó de las columnas y artesonado de la cripta; Tomás Gimena fue el encargado de ejecutar el modelo de la estatua en escayola; Francisco Hernández labró la escultura; Ángel Pedraza fue el encargado de la cerámica y de la maqueta del monumento; toda la obra fue dirigida por el arquitecto Juan García Ramírez y el maestro de obras Ángel Peña.
La escultura del Cristo que corona el conjunto está esculpida en piedra de Almorquí, y la cabeza y las manos son de mármol de Carrara. Tiene una altura superior a los cinco metros y pesa unas doce toneladas.
Todo el conjunto alcanza una altura de 36 metros. Está dividido en tres cuerpos: el primero, que sirve de base al monumento, está coronado por una terraza mientras que en el segundo, más esbelto, están representados dieciséis medallones en cerámica con efigies de santos toledanos y escudos de las seis provincias por las que se extendía la archidiócesis primada. El tercer cuerpo lo ocupa una torre sobre la que se apoya la majestuosa escultura.
Pero puede que lo más destacado y desconocido del monumento sea su cripta con capacidad para 200 personas, dividida en tres pequeñas naves por dos filas de columnas. Posee un sencillo altar con gradas cubiertas de cobre repujado.
Corazón de Jesús del Cristo de la Vega en 1933
Monumento al Corazón de Jesús de Toledo al poco de inaugurarse en 1933
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) hacia 1933
Cristo de la Vega (Antigua Basílica de Santa Leocadia) a principios de siglo. Foto FM hacia 1935

Esta fotografía fue tomada por mi abuelo Eduardo Butragueño Bueno en 1936:
Ermita del Cristo de la Vega (Toledo) en 1936. Fotografía de Eduardo Butragueño Bueno

Sin embargo, al poco de inaugurarse estalló la guerra civil y el monumento fue blanco de las iras de las milicias republicanas que lo derribaron y lo dañaron gravemente.
Monumento al Corazón de Jesús en Toledo destruido en 1936 durante la guerra civil

También fue destrozada la imagen del Cristo del interior de la ermita. Fue restaurada en 1938 por Bienvenido Villaverde en la Catedral.

El 22 de marzo de 1942 el monumento fue reinaugurado tras su reconstrucción. Presidió el acto Don Gregorio Modrego.
Como curiosidad, decir que en los inicios del proyecto hubo algo de polémica entre los partidarios de elevar el monumento sobre la piedra del rey Moro en el cerro de la Virgen del Valle y los que defendían su ubicación en el Cristo de la Vega.

Con el deseo de que pronto sea adecentado todo el entorno que rodea este precioso e histórico lugar, actualmente muy descuidado, os invito a acudir a visitarlo porque no os defraudará. Y si podéis, procurad que esa visita coincida con uno de los clásicos reviernes que en primavera allí se celebran. Es realmente agradable disfrutar de un botellín, unos tostones y unas quínolas en las preciosas tardes de la primavera toledana en el Cristo de la Vega.
Basílica del Cristo de la Vega en los años 40. Fotografía de Paco Marí

El Cristo de la Vega en Google Maps:

Ver Toledo Olvidado en un mapa más grande

Para saber más:
- Ficha del monumento al Corazón de Jesús. Ayuntamiento de Toledo.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

¿Cuándo se hizo la reforma que dejó al descubierto el ladrillo y por qué se quitó el retablo, acaso no tenía ningún valor? Muchas gracias.

Eduardo Sánchez Butragueño dijo...

Creo que esa reforma data de 1935 aproximadamente. Años treinta en cualquier caso.
El valor del retablo...¡todo es tan relativo!
¿Qué vale más? ¿El ábside visto desde dentro o el retablo primitivo?
Abrazos.

Anónimo dijo...

Muchas gracias, tienes razón. Una última pregunta: ¿Antes de que las tropas de Napoleón destruyeran parte del templo aún estaba en pie el crucero? ¿Destruyeron también la imagen del Cristo? Perdón por molestarte. Saludos.

Eduardo Sánchez Butragueño dijo...

En efecto: los franceses destruyeron el Cristo original.
En cuanto al crucero...siento no poder responderte: desconozco ese dato.
Gracias.

Alatriste dijo...

Mira nunca me había preguntado por el origen del brazo caído; por cierto y al hilo de las preguntas, ¿sabes si ese supuesto grupo escultórico desapareció por algún motivo concreto o simplemente se cambió de lugar?

Un saludo Eduardo

Manuel dijo...

¿En que iglesia está el Cristo del brazo caido?¿cual es el motivo de llevar el brazo caido?, gracias.